Páginas

lunes, 12 de julio de 2010

Pajaritos

¿Pues qué digo?
Resulta que me fui a la casa de una conocida allegada a la cual tengo mucho cariño (en otras palabras: una amiga); fuimos a Chipichape, comimos, hablamos, reímos, miramos, nos burlamos de la gente, nada trascendental en todo caso. Lo curioso es que a mí nunca me ha gustado ese plan de salir a centros comerciales, pero no es tan malo hacerlo de vez en cuando; éso sí, que no haya mucha gente porque las montoneras sí que son malucas.

Se puede decir que la pasé bien, me gustó estar con ella, además escuchamos Papa Roach, Linkin Park y otro grupo que no recuerdo (la verdad no recuerdo casi absolutamente nada de lo que hicimos).

Recuerdo que ella fue por algo y yo me quedé sola en el cuarto, me tiré en su cama y cuando ella volvió me dijo: "¿por qué no te quedas a dormir?", a lo que yo respondí: "ok".

Llamé a mi casa: "voy a quedarme a dormir", dije, "¿me traen algunas cositas?"

Nos acostamos tardísimo y nos levantamos faltando 10 minutos para la una de la tarde. Pofff. Yo no me acuerdo, fuimos a comprar unas galletas y a llamar a el novio de ella. Luego subimos y... bueno sí, nos metimos a una cosa con agua a "nadar", no nadamos, no se podía, era muy pequeño el espacio.

Solo sé que regresé a mi casa muy tarde, ya en la noche de ése día. Llegué a dormir, apenas saludé, caí como un pedazo de algo muy pesado sobre mi cama y me quedé dormida tal cual estaba.

A la mañana siguiente, ustedes ya saben que mi ventana da al jardín, desperté con pajaritos en los oídos, ni siquiera había abierto los ojos cuando me di cuenta de que me había despertado. Entonces un pensamiento poco usual asaltó mi cabeza, sentí el frío en mis manos y las palabras llegaron a mi cabeza: "Qué depresión... esta casa... mi cuarto. Me gustó más el despertar de ayer".

Me senté en el borde de la cama con las piernas cruzadas, abrí los ojos y miré el suelo blanco, el frío se le veía por encima y yo estaba descalza. Pensé en una frase de Mafalda: "Cuesta juntar ánimos para bajar al mundo".

4 comentarios:

Sora Mitsuko dijo...

Ah es que con Mafaldita siempre hay una frase exacta para todo!

Shuia dijo...

Pienso lo mismo.Mafalda es lo mátsimo!

Lahi dijo...

Depresion con pajaritos en la cabeza...

Shuia dijo...

Es normal en mí.