Páginas

jueves, 10 de marzo de 2011

Pucheros

Me había dicho que se iba a ir, y, en efecto, se fue, se fue como sólo usted sabe irse. Se fue con esa sensación extraña de agua en los zapatos, o como si tuviera canicas en ellos. Nunca me dijo ni una palabra acerca de por qué se iba caminando de esa manera tan curiosa, y siempre me pareció curiosa su forma de caminar al irse, como si fuera la primera vez que caminaba para irse.

Se fue, pero no se fue de espaldas, no, usted se quedó mirándome como quien no quiere la cosa, usted me dijo que se iba y se fue. Usted se fue y me dejó allí, con usted pero sin usted, porque usted me dijo que siempre iba a estar ahí conmigo, sin embargo, yo no lo veo aquí, lo llamo por su nombre y le digo que no lo veo, que por favor se haga visible, pero he comenzado a pensar que usted se fue por completo porque nunca me responde.

Yo quisiera volver otra vez de nuevo a verlo aquí a mi lado, pero yo no sé dónde se encuentra usted. Usted me dejó en las piernas algo que me hace caminar como usted cuando me voy, y como sigo caminando como usted cuando se iba creo que usted no se ha ido por completo. De todas maneras estoy con usted pero sin usted, y eso me hace un poco parte de usted, como si media parte de mí se hubiera ido con la media parte de usted que se fue, y media parte de mí se hubiera quedado con la media parte de usted que se quedó.

Me rompo la cara, ¿sabe?, me la rompo hasta darme cuenta de que la parte de usted que se quedó ya no está porque no se da cuenta de que me rompo la cara. Sufro por usted, porque se fue con una mitad primero y con una mitad después, o sea que usted se fue todo pero se llevó una mitad mía y eso no me parece, ¿sabe?, no me parece.

Así que usted me va a hacer el favor y va a volver conmigo ahorita mismo, va a decirme que no se va a volver a ir de mi lado, va a darme un besito en la cabeza como solía dármelos y va a abrazarme, va a abrazarme más fuerte que como lo hizo la última vez, cuando se fue con canicas en los zapatos. Usted me va a dar la mitad mía que se llevó con usted, me va a regalar un suspiro, me va a mirar y me va a decir que…

FIN

2 comentarios:

lalalala dijo...

no sabes todo lo que me pasó mientras lo leia. Volvi hasta los recuerdos que tenia escondidos en el lugar mas profundo y secreto de mi ser...y luego, lo extrañé, tanto que quise arrancarme los ojos porque se que no lo voy a ver nunca mas.
sabias que tenias ese poder de transportarme hasta esos lugares tan profundos de mi con tus palabras?

Shuia dijo...

No sabes todo lo que me pasó mientras lo escribía.